Salud íntima

¿Sabías que…

Como cualquier parte de nuestro cuerpo, la zona genital femenina, necesita higiene y cuidados diarios y específicos.

Cuidados adaptados a las necesidades concretas de cada mujer en función de su edad, circunstancias, hábitos… y que le permitan para poder mantener sus características especiales:

1.- Es un área muy sensible y muy expuesta a sudoración y a gérmenes que colonizan habitualmente el área digestiva y la piel.

2.- Posee un pH específico, más ácido que el resto del cuerpo, que le permite defenderse de microorganismos patógenos (creando un ambiente hostil que impide el crecimiento de muchos hongos y bacterias).

  • Este pH ácido se consigue a través de la flora vaginal (la barrera de bacterias que actúa como protección frente a posibles infecciones).
  • El pH de la zona genital es específico y debe estar en torno a 3.5 – 5.

Los desequilibrios en la flora vaginal (y por tanto en el pH de la zona genital) pueden dar lugar a problemas como diversas infecciones y/o sequedad…

El pH de la zona genital puede verse alterado debido a distintas causas:

  • Factores hormonales: es más alcalino en la menopausia, infancia y postparto…
  • Factores ambientales: usar ropa muy ajustada o con tintes y fibras agresivos…
  • Factores químicos: anticonceptivos, higiene inadecuada, antibióticos…
  • actores sexuales: alcalinidad del esperma…

Para contribuir a evitarlos…

Es muy importante seleccionar productos de higiene (específicos para cada edad y situación de la mujer) que te ayuden a mantener un equilibrio correcto en tu flora vaginal, manteniendo la zona limpia sin modificar el pH de tu zona genital.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *